viernes, 4 de marzo de 2011

No hay cebras feas en Sabana Town


Aprendí en el colegio que cada cebra era especial, sus características rayas blancas y negras que no sólo varían entre especies sino también de un individuo al otro, hacia de cada una de ellas un ser único. Ellas se saben poseedoras de una belleza irrepetible. Lo sabe el león que las devora y lo hace con el respeto del que priva al mundo de alguien extraordinario. Lo sabe el cazador que las exhibe como trofeo. Lo sabe el agua de la charca donde calman la sed y las refleja. Lo se yo y lo he sabido desde que iba al colegio, por eso me resulta tan insólito que nadie me dijera que cada uno de nosotros somos exclusivos y bellos, que nadie me avisara de que si mato, arraso, amo, devoro, adoro, esculpo, beso, añoro...se lo hago a una obra irrepetible del universo. Quien sabe por que no nos hablan de esto en el colegio.
Quiero ser cebra en Sabana Town, quiero sentirme única bajo el sol abrasador de tu mirada y quiero que si me devoras lo hagas sabiendo... retrasando el momento de privar al mundo de alguien incomparablemente bello...
Las cebras se saben únicas, quizá esta es la razón por la que a diferencia de sus parientes los asnos y caballos a ellas nunca se las ha verdaderamente domesticado.

4 comentarios:

Sensaciones dijo...

Exquisitoooooo!!

eres AUTÉNTICA y ÚNICA!!

no lo olvides nunca!!

Un besazooo, me gustó mucho leerte en esta mañana

joselop44 dijo...

Es bueno y muy interesante. Todos somos cebras, o aspiramos a serlo.
Saludos

MMG dijo...

Todos somos cebras y hasta burros, que empujan y apoyan familias enteras, TODOS somos un átomo bastante significativo en el Universo, el mundo sería otro si lo meditaramos un poco...
Saludos

tia elsa dijo...

Sin duda cada ser es único e irrepetible, una maravilla de la creación. Lo hermoso es que alguien nos vea asi, único e irrepetible. Besos tía Elsa.