jueves, 9 de octubre de 2008

Las tres cosas


Alguien me dijo una vez que por muy "jodido" que este el día siempre lo puedes recordar por algo bueno y al menos debería poder acordarme de tres cosas buenas que me hayan pasado hoy.

Dire que hoy ha sido un dia bonito, a no ser porque estoy resfriada y me duele la cabeza, pero me he quedado en casa y parece que funciona. De mis tres cosas la primera seria una charla amena y enriquecedora con mi profesor de locución y ultimamente mi amigo, porque sin darnos cuenta hemos traspasado la frontera de profesor /alumna y esa faceta se queda solo para las clases, el resto del tiempo somos amigos y quizás debería decir que también es mi "maestro" (palabra que me gusta mucho mas que "profesor") a tiempo completo, porque de él aprendo mucho de la vida. Después la llamada de mi amigo Aitor, que me preguntaba si me apetecía ver una película, se la traía a casa para verla conmigo, hora y un cuarto de viaje en metro para disfrutar de mutua compañía. En realidad quería que la viera yo, porque el se la conoce de memoria. Y si, me apetecía y mucho, no me arrepiento me ha gustado . Se trata de una película que se rodó con bajo presupuesto en su día y que ha resultado ser una "joya", la peli se llama Once (una vez) y me ha gustado muchisimo sobretodo la música. Y mi tercera cosa bonita de hoy ha sido encontrarme a unas personas que fueron mis vecinos durante un tiempo, me ha hecho mucha ilusión volverlos a ver. La verdad es que hoy es un gran día, mi dolor de cabeza ha pasado a un segundo plano. Un montón de buenas noticias de mis amigos me ponen de buen humor, solo me faltarian unos pocos abrazos para estar completamente feliz, pero entiendo que con este resfriado no abunden los valientes.

5 comentarios:

amor en libertad dijo...

un valiente por lo menos sí hay, eso te lo aseguro

y también para besos

s

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Yo la noche anterior me digo: mañana es un buen día para mi, y amanezco feliz y con la esperanza de tener un excelente día, y mi amado Dios me lo concede.

Así que a ser positivos y a seguir adelante y las cosas más sencillas muchas veces nos pueden dar una gran satisfacción.
Saludos

Helena dijo...

Santi cariño, aprecio tu sacrificio en lo que vale ;-). Un besote libre de virus.

Y si Roy, ser positivo es una de las cosas que mejor funcionan. Gracias

Raphaël de Valentin dijo...

Helena, encantado de visitarte y de leerte; seguro que me ves más veces por aquí.

Yo también procuro dar un toque positivo a cada día, aunque sea con un detalle minúsculo pero que me haga ver que estoy vivo, que no ha pasado un día entero de mi vida sin que ésta haya tenido algún sentido.

Me alegra haberlo visto reflejado en tu entrada.

Hasta pronto.

Mireia dijo...

Yo, a la distancia, te mando un fuerte abrazo, de los de oso, porque no creo que me pegues nada más que optimismo!
Gracias por compartir estas tres cosas buenas que han convertido un día de tedio en un día fantástico: voy a reflexionar sobre mi día de hoy..., y gracias también por tu comentario en mi blog. Me alegra que te gustara el proyecto. Bueno, ésta ha sido una de las tres buenas cosas en mi día... otra: besar a mis niños dormidos (4!)y a mi marido cuando he regresado del trabajo. Y... darme cuenta que he superado un día más de dificultades y sigo siendo capaz de sonreir! ¡¡¡Gracias de nuevo!!!!

Un beso (tampoco creo que me contagies ni un microbio!)